12 Enero 2020 – El Bautismo del Señor

Hoy celebramos la fiesta del Bautismo del Señor. La pregunta que debemos hacernos hoy es, ¿Necesita Jesús realmente el bautismo, si es para los pecadores?  ¿Por qué se bautizó?  Jesús solo se bautizó porque quería identificarse con nosotros los pecadores.  Se solidariza con nosotros.  Piensa por un momento, cuán pecaminoso es cada uno de nosotros y cómo hemos sido atraídos por nuestras prioridades egocéntricas, poder, lujuria, cegados por nuestra codicia, prejuicios, mentiras, ira y venganza.

 

Hoy, nuestra sociedad quiere minimizar el hecho de que todos somos pecadores recordándonos lo buenos que somos.  Pienso en esa famosa canción de Luke Bryan: “Creo que la mayoría de la gente es buena y la mayoría de las madres deben calificar para la santidad”. Además, dice: “No hay nada de lo que debas avergonzarte, creo que este mundo no es ni la mitad de mal de lo que parece.” ¡Cómo desearía que fuera cierto!

 

Sin ser un profeta de la condenacion, la verdad es que todos somos pecadores y ser amables en el estándar mundano no califica para ser bueno ante Dios.  San Juan nos recuerda, “Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos y la verdad no está en nosotros.”(1 Jn. 1: 8).  Es por eso que la solemnidad de hoy es una celebración de esperanza para nosotros.  Jesús entiende y sabe que todos somos pecadores y es por eso que se identifica con nosotros.  Su gracia está ahí para hacernos mejores personas.  ¿Estamos listos para invitarlo a trabajar en nosotros?  Recuerde, es solo cuando reconocemos que estamos enfermos que el médico nos ayudará.

 

Hoy, en su bautismo, la voz de los cielos nos revela la identidad de Cristo que dice: “Este es mi Hijo amado”. Queridos, recuerden, es en la identidad de este Cristo que cada uno de nosotros es bautizado.  Necesitamos mirar nuestras vidas ahora para ver si aún es fiel a esa identidad, respondiendo a la pregunta, si nuestras vidas reflejan la de Cristo y si somos otro Cristo para nuestros projimos.  ¿Podemos decir con orgullo a nuestros amigos, “Imitarme como imito a Cristo”?  En la respuesta de Jesús a Juan, “Es necesario cumplir con toda justicia”, simplemente significa que es bueno vivir por la voluntad de Dios, haciendo todo lo que Él ordena.  La imitación de Cristo solo se puede hacer haciendo la voluntad de su Padre como Él lo hizo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.